WSK Cup La Conca 2015

Rubén Moya termina noveno en la WSK Champions Cup

Rubén Moya termina noveno en la WSK Champions Cup
Rubén Moya termina noveno en la WSK Champions Cup

El piloto valenciano de karting Rubén Moya ha terminado noveno de la general después de sumar tres puntos en la segunda cita de la WSK Champions Cup, competición de ámbito internacional en la que han participado más de treinta pilotos llegados de toda Europa. En un fin de semana para olvidar frente al gran resultado de hace solo siete días, Rubén Moya ha sumado dos decimocuartos puestos.

 

El piloto del equipo BabyRace partía desde la decimocuarta posición en la final y, a pesar de una salida fulgurante en la que se ha puesto octavo en la primera vuelta, no ha podido mantenerse en esta posición y ha perdido paulatinamente los seis puestos que había remontado.

 

Moya, apoyado por la marca de ropa For Wild y por el Kartódromo Internacional Lucas Guerrero, ha terminado decimocuarto la prefinal después de remontar una decena de posiciones desde el comienzo de la carrera. La mala suerte, en forma de una avería y un trompo en dos de las tres mangas clasificatorias le relegó a la decimosegunda fila de parrilla.

 

Esta es la segunda temporada en la que Rubén Moya compite fuera de España después de un año en el que fue consolidándose poco a poco en las carreras en Italia. Moya, de 11 años, participará esta temporada de la mano del conjunto BabyRace en la categoría Mini 60 en tres competiciones de ámbito internacional: la WSK Champions Cup, en la que ha terminado noveno; las WSK Super Master Series, consideradas como el mundial oficioso de la categoría; y la WSK Final Cup.

 

El programa de competición del piloto valenciano incluye, además de las competiciones en Italia, el Campeonato de España de karting, que comenzará el próximo mes de mayo en Recas (Toledo), y el Campeonato catalán de karting, que dará comienzo a finales de marzo.

 

Rubén Moya: “Ha sido un fin de semana complicado, sobre todo después de la experiencia de hace una semana, cuando fuimos capaces de ser rápidos y acabar las dos carreras en la cuarta y la sexta posición. Esta vez, varios problemas en las mangas clasificatorias me impidieron demostrar mi ritmo y salir desde la posición que me habría correspondido por mi velocidad. Hoy sólo quedaba disfrutar e intentar remontar y en la prefinal lo he conseguido, pero en la final ya ha sido imposible. En resumen, me voy con una sensación agridulce de esta competición, pero con la mirada puesta ya en las WSK Super Master Series que empiezan en marzo”.